Bases Imantadas con Imanes de Neomidio

Muy Buenas!!

En este tutorial los imanes tienen una medida aproximada de 4mm (válido con minis de plástico igualmente con imanes de 3mm) de diámetro circular por 1mm de ancho, yo prefiero esta medida ya que permite hacer lo mismo que con la de 2mm de ancho si llegasemos al caso de necesitarlo pegando dos imanes pero además permite las siguientes ventajas:

– Colocación con posición específica para cada miniatura dentro de la unidad

– Escenificar la base de movimiento en lugar de la fea chapa de cocacola o galvanizado.

– Usar los imanes para conversiones siendo más fácil de esconder que los de 2mm.

– No tienen tanta fuerza como para levantar la base al tirar de una sola miniatura.

** NOTA: ACONSEJO LEER TODO EL TUTORIAL ANTES DE EMPEZAR !!

Lo primero que haremos será colocar en una posición adecuada nuestra unidad, ya que normalmente no suelen encajar unas con otras las miniaturas para poner cualquier formación al azar. Yo he elegido una unidad de Leones de Cracia de AE en plomo que no son precisamente muy flexibles en la colocación ni ligeros de peso. 

Para situar los imanes en la peana y no confundirnos con la polaridad haremos lo siguiente, apilando los imanes que vallamos a usar en una única columna, los iremos seleccionando de dos en dos, siempre en la misma posición, en la parte superior pondremos una gota de “super glue” (marca citadel, loctite, chino, la que tengáis) y lo pegaremos a la peana de la miniatura, aconsejo aprovechar las letras o algún relieve si lo tuviera.

aunque no se aprecia bien, hay dos imanes, bien pues una vez secado, tarda unos segundos, ponemos otra gota de pegamento, siendo generosos, en la cara que nos queda de los dos imanes, la que está bajo la peana para que no haya confusión, y dejamos la miniatura en el lugar que le correspondía, en mi caso he empezado por el campeón de la unidad que lo voy a situar en una esquina. Repetimos la operación con cada una de las miniaturas, intentando mover la que no estemos manipulando lo menos posible.

Una vez secado el pegamento, yo dejaría unos minutos desde la última miniatura, procedemos a retirar una a una empezando por la primera, al retirarlas la peana nos quedará algo parecido a esto:

Si no ha pasado nada raro, la gran mayoría de los imanes han quedado pegados a las peanas y deben haber dejado a su “pareja” en la base de movimiento. Como véis los imanes tienen cada uno una posición, de manera que le coincide únicamente a una miniatura en concreto, lo cual nos asegura que ha de ir ahí colocada exactamente, sin necesidad de numerarlas.

Algunos imanes no llegarán a pegarse bien debido a que los dos milímetros vienen justos para la altura de la peana, de ahí la recomendación de ponerlos en alguna rugosidad, pero simplemente con repetir el proceso con los que no hayan sido pegados a la primera queden adheridos con total seguridad.

Aunque son pequeños, vais a ver que tienen bastante fuerza, en caso de tener peanas más grandes que las de 2,5cm, es decir caballería o infantería monstruosa, con dos pares de imanes de este tamaño deben sujetarse de sobra, sobre todo si son de plástico.

Como veis estas aunque son de 2cm, la miniatura es de plomo y no se sujeta de sobra haciendo el pino puente

aunque yo ya me estoy pasando de valiente… si ponéis el resto de miniaturas de la unidad dándole la vuelta veréis que se sujetan, pero no es aconsejable xq os puedo decir que siempre se puede despegar alguna y tirar al resto, pero como véis la sujección es más que aceptable.

Ahora viene, lo que por lo menos para mi, más me gusta de este método, y es la personalización de la peana. Aunque esta unidad y base para 10 Maestros de la Espada (tmb de metal) no está acabada, puede valer para el ejemplo. Teniendo una base, pintada o sobre la que hemos puesto serrín, arena o piedras, pizarra… etc… para personalizarla acorde con nuestro ejército podemos usar estos imanes de igual mqnera que sobre una de plástico.

De manera que al ir retirando las bajas, en lugar de ver un trozo de metal homogéneo o una base negra si usásemos los “folios imán” aunque se irán viendo los imanes, se verá la base de movimiento pintada o decorada al gusto.

Pudiendo aplicar pincel seco o piedras pequeñas, musgo, cesped… etc en los huecos que queden bajo las peanas, los imanes no pierden nada de fuerza al ser pintados, por tanto quedan completamente escondidos en la base.

Os puedo asegurar que una vez que se empieza a hacer y se le coge el truco una unidad de 20 se imanta en 10 minutos fácilmente.

Un saludo!!!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s